Hacia otros “cien años de honradez” de la mano de Ciudadanos

Javier Benegas

Es difícil establecer una “teoría del todo” sobre el régimen del 78, porque para hacerlo es necesario separar el trigo de la paja, las verdades de las numerosas mentiras de quienes conocen de verdad sus entresijos y, a toro pasado, denuncian los males políticos y también mercantilistas de España.

Sin embargo, es en estos personajes arrojados extramuros donde se desvelan las claves de un régimen pactado, lleno de claroscuros. Aunque, como digo, es tal el empeño de estos ángeles caídos por demostrar una candorosa inocencia que mezclan la verdad con tantas mentiras que no hay manera de rescatarla. Para hacerlo, sería necesario abandonarlo todo y recluirse en un monasterio de por vida y así poder discriminar lo verdadero de lo falso.

Es imposible desprenderse de esa inquietante sensación de que todo ya está escrito, que el próximo gobierno de España será de centro-izquierda

Pero aún sin atender a las alambicadas revelaciones de estos mensajeros resentidos, es imposible desprenderse de esa inquietante sensación de que todo ya está escrito, que el próximo gobierno de España será de centro-izquierda, ese eufemismo con el que se disfraza el totalitarismo blando, cuya ingeniería social tiene siempre, a medio y largo plazo, efectos tan devastadores como antaño los tuvo el totalitarismo soviético.

Seguir leyendo en Disidentia.com

Deja un comentario